lunes, 20 de diciembre de 2010

Carrera Navidad Cercedilla

El año se acaba, pero de la mejor manera posible, ya que va siendo tradición acabar el año corriendo "San Silvestres", es como las uvas, hay que hacerlo, es obligado.

Desde hace tiempo tenía planteado correr esta prueba, pero mas que correr, pasar un buen día, ahora que estamos haciendo base, no quería "atufarme" para no estropear el entrenamiento anterior, pero para conseguir esto es mejor quedarse en la cama, porque no lo conseguí.

Y debería haberme quedado en la cama después de salir a celebrar la Navidad la noche anterior, dormir sólo 3 horas contentillo, para encima estar cómodo en la carrera.



Llego a Cercedilla, aparco por la zona del Polideportio y al ir trotando hacia la recogida del dorsal, resbalón y castañazo en la acera a causa del hielo, golpe en la cadera, me tenía que haber quedado en la cama, primer aviso de que no estoy bien.

La intención era disfrutar de los compañeros de la A.D SAMBURIEL, correr en grupo, de cachondeo, trotando, sin sufrir... por ello nos colocamos en la parte trasera en la salida, ya estaba incómodo, empiezo a no poder ver tanta cabeza por delante y efectivamente no soy capaz, tras 10-15 minutos suaves, se acabó la tregua, el dorsal hizo el efecto que debería hacer y me entró la vena competitiva, sumado al ver como no soy el único y algún compañero empezó a subir el ritmo, asique, no te vas a ir solo compi.

Lo que quedaba de carrera, fue un fartlek encubierto, porque había que ir rebasando por los exteriores a la gente, acelerón, frenazo, acelerón, frenazo...parada por tapón en puente, vuelta a empezar, y así sucesivamente hasta la línea de meta trás algún que otro parón y pequeño susto en las bajadas, además de que se me sueltan los cordones de la zapatilla izquierda y ni quería ni podía parar, pero lo debería haber hecho, cosa que si me hubiese torcido el tobillo estaría arrepentido.

Al final llegada a meta en 1h por mi crono, reponemos con algo de fruta mientras charlamos con los Samburieles y vuelta a casa que hay que ir a trabajar, entre la paliza y el dormir tan poco, lo paso mal.

Hasta la próxima!

3 comentarios:

  1. Si es que no aprendemos. A todos nos pasa lo mismo. "En esta carrera voy a rodar tranquilo", "no tengo intención de apretar", "con terminar me conformo"... pero un dorsal hace que se nos encienda el interruptor y sea imposible ir suave.

    ¡¡ Felices Fiestas !!

    ResponderEliminar
  2. Cercedilla es una carrera preciosa, yo todos los años me la tomo tranquilita, con la camara de fotos en la mano.... pero algún año me gustaria salir por delante y exprimirme a tope. Este año como espectador forzoso me moria de la envidia. Un saludo

    ResponderEliminar
  3. !!!!!!Felices Fiestas¡¡¡¡¡¡¡

    Jandercito, para mi es imposible rodar tranquilito, el dorsal tiene el efecto que dices y al final siempre se atufa uno.

    Lipe, Cercedilla espero que pase a formar parte del Calendario anual siempre, este año hemos tenido un tiempoincreible y ha sido perfecta, no te preocupes que volverás con más ganas que nunca

    Saludosss

    ResponderEliminar